no más violencia contra las mujeres

no más violencia contra las mujeres

miércoles, 5 de enero de 2011

RETRATO DE AMOR ENTRE DOS MUJERES CREADORAS



Retrato de amor entre dos mujeres grandes y creadoras
X Diana Bellessi - Poetisa
MEMORIA
¿Este es un recuerdo sobre Maria Elena, o un presente para Sara? No lo sé. Están para mí indisolublemente asociadas. Conocí a Walsh en mis treinta y pico, de la mano de Facio que me llevó a su casa como un regalo para María Elena, y fue un regalo también para mí. Hacía unos trabajos para la editorial La Azotea aún bajo la dictadura, y una tarde Sara dijo, “querés venir a comer con nosotras”. Dije sí. La charla fue encantadora esa noche, comimos carne al horno con papas, que preparó Sara, y la comida fue encantadora también. Desde entonces María Elena y Sara siempre comparecieron juntas en mi imaginario, y por detrás las fotógrafas Cristina Orive y Alicia D´Amico, amigas íntimas que trabajaban en común. ¿De qué quiero hablar? Quiero hablar del amor, extendido por treinta años. De ese amor de pareja que se veía tan natural como se lo ve ahora, con Sara, elegante y triste mientras dice: “Aquí estamos, sufriendo”. De ese amor que llega a la vejez y parece conservar su brillo, su orla de oro cerrada en la intimidad pero que se expande, naturalmente, hacia el orden de lo público. No sé qué turbulencias habrán pasado por ahí, como en toda relación humana, pero la imagen que guardo de ese amor entre dos mujeres potentes y creadoras, es muy hermosa. No tenían nada para ocultar ni nada para demostrar, salvo la vida juntas. Cuando se terminó la dictadura, María Elena me pidió que me hiciera cargo de la cátedra de Letras en la escuelita de Sadaic. Con sorpresa le dije que no era letrista, “pero sos poeta”, me respondió. Acepté, y esto cambió mi poesía. Una deuda que nunca pagaré. Desde entonces veía a la Walsh en las fiestitas de fin de año, cuando los alumnos mostraban sus producciones, y Sara venía al final a buscarla, siempre rodeadas de aquel brillo. Dejé Sadaic hace ya mucho tiempo, y no volví a verlas, hasta que en abril del año pasado recibí un mail de Sara invitándome a una exposición de fotos de mujeres en la literatura, donde exhibiría una que me sacó a mis treinta y pico, justo cuando las conocí. No pude ir a la muestra, o quizás quise guardar para siempre en mi memoria la imagen de aquel tiempo: la de una chica que miraba a estas mujeres grandes, en el retrato de su amor

Fuente: El Clarín
http://www.clarin.com/sociedad/Retrato-amor-mujeres-grandes-creadoras_0_407359318.html